Los senadores populares presentan una moción para promover la mejora de la calidad de vida de las personas con TEA - Partido Popular de Ávila


Los senadores populares presentan una moción para promover la mejora de la calidad de vida de las personas con TEA

Entre otras medidas, proponen la puesta en marcha de un órgano específico de investigación y formación en Trastornos del Espectro Autista, destinado a promover el conocimiento sobre este trastorno. Patricia Rodríguez: "a pesar del desarrollo que han experimentado la investigación y los recursos especializados, existen aún en España importantes vacíos en relación a aspectos básicos en este campo".

El Grupo Parlamentario Popular en la Cámara Alta, del que forma parte la senadora abulense Patricia Rodríguez, ha presentado una moción ante la Comisión de Políticas Integrales de la Discapacidad, coincidiendo con la celebración del Día Internacional del Autismo, en la que insta al Gobierno a llegar a un acuerdo para llevar a cabo diferentes acciones para la mejora de la calidad de vida de las personas con Trastornos del Espectro Autista (TEA) y de sus familias.

Tal y como ha destacado Patricia Rodríguez, "a pesar del desarrollo que han experimentado la investigación y los recursos especializados, existen aún en España importantes vacíos en relación a aspectos básicos para la calidad de vida de las 450.000 personas con TEA y de aquellas de su entorno que conviven con ella" En este sentido, la senadora abulense señala los ámbitos de "la detección precoz o la atención temprana, la educación o los apoyos para que las personas con TEA desarrollen una vida independiente en la vida adulta, y participen plenamente como ciudadanos de pleno derecho en la sociedad".

La moción presentada para su aprobación ante la Comisión de Políticas Integrales de la Discapacidad recoge las siguientes medidas:

  • La aprobación del Plan de Acción de la Estrategia Española en TEA, con los recursos necesarios para el desarrollo de las actuaciones y el presupuesto asociado a las mismas.
  • La puesta en marcha de un órgano específico de investigación y formación en TEA, destinado a promover el conocimiento sobre este trastorno.
  • Mejorar la detección precoz y el diagnóstico del TEA, a través de una estrategia que establezca protocolos que permitan detectar las señales de alerta y garanticen una derivación a servicios especializados de valoración diagnóstica, de forma gratuita y en el tiempo más breve posible.
  • Garantizar el acceso a la atención temprana desde el nacimiento hasta los 6 años de edad de todo niño/a con TEA, así como los apoyos para el desarrollo infantil hasta los 12 años, adaptados a las necesidades del menor y su familia.
  • Asegurar una red variada, suficiente y especializada de servicios, recursos y centros educativos, que cuente con los medios necesarios para facilitar una educación de calidad y centrada en las necesidades de cada persona con TEA, flexibilizando e innovando en las modalidades de escolarización y garantizando el derecho a la libre elección por parte de los padres o los representantes legales.
  • Puesta en marcha de medidas que favorezcan el acceso de la persona con TEA al empleo y a la vida independiente, fomentando la modalidad de empleo con apoyo y promoviendo la modificación normativa que supone una exclusión para el colectivo.
  • Incrementar los apoyos adecuados y específicos para las personas con TEA en proceso de envejecimiento, llevando a cabo medidas para hacer frente a las nuevas necesidades de este colectivo, como el desarrollo de servicios que minimicen su desarraigo o aislamiento social.
  • Tener en cuenta las especificidades de las personas con TEA a la hora de aplicar la variable de la discapacidad en la normativa aprobada, evitando que queden fuera del reconocimiento de los derechos que les son inherentes.
  • Asegurar la atención integral y específica a la salud de las personas con TEA, contemplando sus necesidades específicas, impulsando la prevención de posibles alteraciones o deterioro en la salud, así como la coordinación entre los diferentes niveles asistenciales y administraciones implicadas.
  • Promover la accesibilidad universal y, de manera específica, la accesibilidad cognitiva, a través de medidas y recursos tales como la lectura fácil, apoyos visuales, sistemas pictográficos o diseño de entornos.
  • Facilitar ayudas y apoyos especializados a las familias, para que cuenten con recursos y medidas de asesoramiento y planificación que mejoren su calidad de vida.
  • Impulsar la formación de profesionales en sectores clave para las personas con TEA (educación, sanidad, servicios sociales, justicia o seguridad), para que conozcan de forma específica las características, necesidades y estrategias de abordaje, así como las nuevas metodologías y procesos para garantizar una atención adecuada de las personas con TEA.

Image title



Últimos tweets